Galletas blandas y galletas crujientes. Diferencias en su elaboración

¿Eres fan de las galletas crujientes o prefieres las galletas suaves y blandas?
¡Ambas son maravillosas! Te contamos las diferencias en sus ingredientes y proceso de elaboración para que siempre obtengas el resultado que deseas en tus galletas

Galletas crujientes

Es el tipo de galleta más fácil de lograr. Para obtener este resultado debes fijarte en los siguientes elementos en tu receta:

– No cuentan con agentes leudantes como polvo de hornear, bicarbonato o levadura química
– Llevan únicamente azúcar refinada (clásica, estándar) en su preparación.
– Llevan una porción baja de mantequilla o manteca vegetal
– Cuentan con una cantidad baja de huevo

Galletas suaves

Como característica en las recetas de galletas que son blandas y con una textura más similar al pan, debes tener en cuenta lo siguiente:

  • Cuentan con alguna cantidad de agente leudante como polvo de hornear, bicarbonato o levadura química
  • Cuentan con mayor cantidad de huevo y de mantequilla
  • Sus tiempos de horneado son cortos
  • Su temperatura de hornear es menor a 180°C
  • Cuentan con azúcar morena en su composición o una mezcla de azúcar mascabado con azúcar refinada

Aprende más sobre mantequilla y sus tipos en esta entrada

¡Obtén nuestro libro de recetas!

Suscríbete a nuestra preventa y obtén un precio especial.
Escribe tu email y te contactaremos

¡Suscríbete!

Escribe tu email y recibe nuestras actualizaciones